Kick Off!!!

Primera carrera de la temporada tras no haber acudido a Herrera del Duque la pasada semana. El saque de centro se ha producido en Talavera de la Reina, en el III Memorial Gumer, la primera carrera como integrante del P.C. Paloma – STM Sports – ULB Sports. A esta carrera le tenía muchas ganas, fue la de mi debut como chepa-máster hace 2 años; el gran problema de esta carrera es que aunque hay tramos de llano mariano, tiene el desnivel acumulado (y progresivo) en tres piedras de toque: Cebolla, Castillo de Bayuela y antenas de Segurilla, siendo estos dos últimos considerados premios de montaña. Salen unos 100kms con +900mt. de desnivel.

Gumer

La salida ha sido rapidísima, con una larga recta con viento a favor en la que no bajábamos de 60-65 km/h. Por lo visto ya aquí el pelotón iba perdiendo unidades; pasaría que algunos inscritos perdían su virginidad competitiva en esta carrera y no se imaginaban lo que es esto. El pelotón no muerde, pero la primera vez que te enfrentas a él… coño si da respeto.

La verdad que ha sido una carrera muy diferente a mis miedos habituales; toda prueba que albergue repechos de entidad suponen un drama mental previo de, cuándo me quedaré; sin embargo en esta prueba, aún cediendo en el último PM, he conseguido llegar a él en el grupo cabecero, después del repecho de Cebolla, que se ha hecho a una velocidad “incómoda” y el famosísimo Castillo de Bayuela, con su curva y contracurva que en 2014 casi me hicieron perder el conocimiento (http://team.forociclista.com/2014/02/17/memorial-gumer/); este año he gestionado acertadamente el repecho del Castillo, teniendo siempre la sensación de que iba a pasarlo con el grupo. La verdad que con la cantidad de peña que íbamos en carrera, he tenido una visión particular, muy típica en estos casos, me explico: Hay gente que por H o por B, no tienen aún su punto de forma y que van excelentemente situados en cabeza de grupo, pero que petan irremediablemente cuando la subida se pone cabrona… en esos momento el que suscribe se siente como Tom Hanks en “Salvar al soldado Ryan“, tras desembarcar en Normandía y correr hacia la linea enemiga, viendo inexorablemente a los que le rodean como van cayendo tras el fuego de mortero y hay que sortearlos con pericia. Pos más o menos eso es lo que yo tenía que ir haciendo desde mi posición en la medianía del paquete. También lo podríamos asemejar a una “mascletá“, por la cantidad de explosiones simultaneas. Lamentar la caida de mi buen amigo Mance en la subida por un señor que por lo visto desconoce como se actúa en caso de fallos de transmisión y la avería del señor Guerru, que pretendía realizar la carrera en plan fixie…

Luego, la peor zona con diferencia es la bajada tras el Castillo; aquí el personal que consigue pasar en alguno de los multigrupos en los que se estira el paquete, se confía y piensa “ahora los cazo en la bajada“… craso error, muchachos. Y es que, como me enseñaron en cadetes, lo que tanto trabajo te costó mantener en la subida, no lo  pierdas en la bajada. Yo estuve en el filo de la navaja del grupo principal y me marqué un descenso salvaje con máxima de casi 82km/h; no me podía permitir perder al grupo cabecero. Aunque siendo sincero, nunca tuve la sensación de que lo iba a perder, estaba bastante seguro de mis posibilidades. De hecho, un repecho cabrón incrustado en la propia bajada, lo hice a bloque con casi todo el desarrollo mientras otros compañeros fenecían en ese tramo. Luego hasta llegar a Segurilla (la siguiente subida), ritmo endiablado, cuneta y pocos segundos de respiro.

En el último PM, aunque he petado faltando un km para coronar (aquí uno de los petardos de la mascletá he sido yo…), la mejoría en subida se ha hecho patente, manteniendome más de media subida con el grupo (insuficiente, pero mucho más de lo esperado). Luego, un grupo me ha enganchado por detrás y con ese he llegado a meta, consiguiendo clasificar; dadas las circunstancias, el tipo de carrera y el nivel, que cada año aumenta, me hace ser bastante optimista de aquí en adelante. Parece que voy corrigiendo esa tara importante que poseo como ciclista cuando la carretera toma porcentajes positivos.

Lo mejor, además de la sensación y de seguir siendo finisher, es volver a encontrarme con esos amigos a los que dejas de ver cuando termina la temporada; tantos y tantos conocidos que he venido haciendo en estos dos últimos años competitivos. Aunque más fama tiene mi bici, desde que me la sisaron en El Escorial.

FB_IMG_1456693712367[1]

Y menciones especiales: para mi equipo, que son unos cracks y me he sentido muy arropado; todos hemos terminado, lo que para mi es sumamente reseñable. Y mis TFC’s boys, que daba gusto mirar para cualquier lado del grupo y ver todos los que eran; han tenido actuaciones para todos los gustos, pero para mí se han portado cojonudamente, aprendiendo y mejorando de cara a próximas citas.

Esto no ha hecho más que comenzar, pero pinta bien, ¿no?

 

 

 

Anuncios

2 pensamientos en “Kick Off!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s